Cómo es el perfil del inversor argentino en el mercado inmobiliario

Un informe reveló y analizó los perfiles, el género y el rango etario de los argentinos que invierten pesos y dólares en crowdinvesting inmobiliario, una novedosa forma de participar de proyectos de real estate.



Cada vez son más los argentinos que ante la falta de previsibilidad económica y financiera deciden invertir en proyectos inmobiliarios de corto, mediano y largo plazo. Las inversiones en el mercado de real estate son consideradas como las más confiables y seguras, la única contra que tenían era que se necesitaba una gran cantidad de dinero para ser parte del proyecto. Hoy en día el mercado es diferente ya que el crowdinvesting inmobiliario permite que cualquier persona, con solo $10.000, sea inversor y participe de un proyecto inmobiliario.

Simplestate, la única empresa de inversiones en real estate de la Argentina, nacida en 2019 y con proyectos en Capital Federal, Buenos Aires, Córdoba, Paraguay y muy pronto en Miami, presenta un relevamiento que analiza el perfil del inversor argentino en base a sus más de 1.000 clientes, que ya invirtieron más de u$s 6 millones.



De acuerdo a los datos analizados el 65% de los inversores en crowdfunding inmobiliario en el país son hombres, mientras que el restante 35% son mujeres. “Hasta hace no muchos años, las finanzas de los hogares y las decisiones de inversión eran casi exclusivamente de los hombres. Hoy en día, en cambio, se ha democratizado mucho y plataformas como la nuestra potencian y facilitan la inclusión de todos en las inversiones y el mundo inmobiliario. Por eso vemos que, si bien todavía falta, que ya un 35% de las personas que invierten en proyectos inmobiliarios sean mujeres es un gran avance”, explicó Gonzalo Abalsamo, uno de los fundadores y CEO de Simplestate.

Respecto de las edades, es el rango de entre 25 a 34 años el que más invierte en crowdfunding inmobiliario, con un 32% total, seguido por las personas entre 35 a 44 años con un 27% y el podio lo completan los inversores de 45 a 54 años con un 22%. El resto está dividido entre los 55 a 64 años (10%), menores de 25 años (5%) y mayores de 65 (3%). Un punto interesante a destacar es que la diferencia de género entre los inversores cambia enormemente según el rango etario. “Lo que notamos es que a medida que aumenta la edad, también se incrementa el porcentaje de mujeres que invierte”, cuenta Abalsamo.

Mientras que entre los menores de 34 años el 72% de las personas que invierten en proyectos inmobiliarios a partir del crowdfunding son hombres, y solo un 28% son mujeres; entre los 35 y los 54 la proporción cambia a un 68% hombres y 32% mujeres. Se sigue equiparando en el rango de los 55 a 64 (54% hombres y 46% mujeres) para igualarse, en un 50%, en los mayores de 65 años.

La democratización de este tipo de inversiones se ve no sólo en el género y en el rango etario, sino que también a nivel geográfico, ya que casi el 40% de las personas que invierten en crowdinvesting inmobiliario son de la Ciudad de Buenos Aires, seguido con más de un 30% por la provincia de Buenos Aires y un 15% por Córdoba, pero también hay inversores de Santa Fe, Mendoza, Entre Ríos, Río Negro, Corrientes, Salta, Misiones y Jujuy.


“Hoy en día el perfil de inversor en real estate no es el tradicional, que busca quedarse con parte del inmueble. La nueva generación de inversores, que nunca invirtieron antes o lo hacen en cripto o plazo fijo esperando una rentabilidad a corto plazo, hoy encuentran en el real estate una nueva herramienta financiera”, comentó Abalsamo.

“El crowdinvesting inmobiliario llegó para quedarse y veremos cada vez más proyectos que se financian de esta forma, donde cada uno invierte lo que puede y es parte de un edificio o un departamento en las mejores zonas de Capital, Buenos Aires y, ahora, en Córdoba”, concluyó el ejecutivo.


Fuente: El Ámbito

14 vistas